Pagodas de Pura Taman Ayun sobre vegetacion

Bali: Pura Taman Ayun, el Templo del Bello Jardin

Tomamos otro tour con nuestro guía balines preferido, para visitar el templo Pura Taman Ayun.  Fue construido por un rey balines llamado Tjokerda Sakti Blambangan en el siglo 17. Es una impresionante obra de arquitectura y paisajismo, rodeado por hermosos jardines fosas y estanques. El nombre de Taman Ayun se traduce literalmente como Bello Jardín o Jardín Hermoso.

El complejo se encuentra en su totalidad rodeado por una fosa de agua de unos 10 metros de ancho; la única forma de accederlo es a través de un puente que nos conduce hacia un puerta candi bentar bellamente ornamentado; ese umbral marca el acceso al jaba, el patio exterior del templo. Una vez dentro, a nuestra derecha encontraremos las taquillas. La entrada tiene un costo para los extranjeros es de IDR20.000 por persona, al rededor de USD1.50, y se encuentra abierto al publico desde las 8AM hasta las 6PM.

A la izquierda, nos encontramos con un estanque con una fabulosa fuente de 9 chorros, simbolizando los puntos cardinales; se le llama Dewata Nawa Sanga.  A la derecha, pasando las taquillas, nos encontramos con un hall donde se realizan reuniones de la comunidad, llamado Wantinal.

En el siguiente nivel, una terraza un poco mas alta que la primera, nos encontramos con un pequeño templo, llamado Pura Luhuring Purnama. La segunda y tercera terrazas se encuentran un poco mas altas. Para acceder, los visitantes deben de pasar una segunda puerta, donde un refugio llamado Bale Pengubengan los recibe con figuras ornamentales representando a los 9 dioses hindúes que custodian los 9 puntos cardinales. Al este podemos observar un pequeño templo llamado Pura Dalem Bekak.  Al oeste, nos encontramos con una torre de 8 metros de alto, hecha de madera, llamada Bale Kulkul.  En la cima de la torre nos encontramos con dos campanas de madera rectangulares, y la mejor vista de todo el complejo.

La cuarta y ultima terraza es la mas alta y también considerada la mas sagrada.  Se refieren a la misma con el nombre de Utama Mandala.  La puerta principal, de intrincados ornamentos, se abre únicamente durante ceremonias, como entrada para reliquias consagradas y otras ofrendas ceremoniales. Al este, encontramos otro acceso de uso diario. A este nivel del complejo religioso, el acceso esta reservado para creyentes; se puede observar sobre un muro de piedra que rodea su perímetro. En su interior, se pueden observar un conjunto de pagodas de distintos niveles de altura con intrincadas ornamentaciones talladas en piedra y madera. A su alrededor, una pequeña fosa de agua de unos 2 o 3 metros de ancho.

Las vastas piscinas alrededor del complejo, fueron en su momento un lugar de recreación para la realeza y su servidumbre donde podían navegar en pequeñas canoas. Hoy en día las piscinas se encuentran cerradas para los visitantes. 

Detrás del sector principal del templo, nos encontramos con unos inmensos jardines, donde podemos observar numerosas especies de plantas y arboles endémicas de la isla.  Se trata de un excelente punto para la meditación, donde el sonido del agua fluyendo, el viento soplando entre las copas de los arboles, y el cantar de los pájaros atraídos por los arboles frutales, te harán sentir como uno con la naturaleza.

Explorar todo el complejo nos podría haber tomado alrededor de una hora, pero nosotros nos quedamos disfrutando de la paz que se respira en esos jardines. Estuvimos mas de 2 horas recorriendo el complejo, y a pesar de ser medio día, el calor no se sentía bajo la sombra de los grandiosos arboles de los jardines, refrescados también por la suave brisa, y quizás también, los numerosos estanques alrededor del complejo. 

Al terminar, nos dirigimos de vuelta a nuestra villa, para almorzar algo en la zona y disfrutar de nuestra ultima tarde con piscina privada, ya que en la mañana siguiente tendríamos que ordenar y empacar todo para ir a nuestro próximo destino en la isla, Nusa Dua.

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , ,
Previous Post Next Post

Deja un comentario