Cañón del siglo 17 en San Maarten

Saint Maarten, Edén para el Buzo Viajero.

En esta ocasión continúo con el segundo de tres reportajes sobre la isla de Saint Martin. Como mencioné en la edición del mes de agosto, la isla a pesar de su diminuto tamaño ofrece una plétora de opciones para el Viajero Aventurero. Hoy nos dedicaremos a la actividad del buceo (SCUBA) y esnórquel.

En el mar todo es felicidad, por eso para disfrutar del buceo o esnórquel, solo tienes que tener la disposición de divertirte.

Después de un ligero desayuno y una aromática taza de café, alrededor de las 7:30 am, abordamos la lancha que nos llevó al punto donde yace el navío del siglo XVIII “Proselyte” a solo 5 millas náuticas fuera de la costa. Nos tomó solo diez minutos prepararnos para la inmersión que nos llevaría cincuenta pies de profundidad para ser testigos de la catástrofe de una de las fragatas más famosas de la época.  Cuenta la historia que la noche del 4 de septiembre de 1801 debido a una gran tormenta en el caribe, la fragata “Proselyte” llegando al puerto de Philipsburg, encalló fatídicamente en los arrecifes.  Para mantenerlo a flote, el capitán tomó le decisión de arrojar por la borda sus 13 cañones y las 3 enormes anclas, de manera que pudiese liberar de peso a la embarcación, pero a pesar de las maniobras para salvarlo, finalmente sucumbió salvándose solo una minúscula parte de la tripulación. Hoy, 200 años más tarde se mantiene como un famoso sitio histórico donde se pueden observar restos de los cañones, anclas y parte de la estructura que ya ha sido cubierta por los corales.  Cerca de la zona se encuentra “Big Mama´s Reef” lugar donde se concentra un alto cardumen de tiburones de arrecifes, tímidos e indiferentes al humano, que en ocasiones custodian las ruinas del navío y ante la presencia de buzos, solo desaparecen ¡que emoción!

Naufragio en el Caribe

Terminada la visita al “Proselyte” continuamos nuestra aventura y nos dirigimos hacia aguas más tranquilas y poco profundas, en una reserva marina del lado francés de la isla llamada “Creole Rock” lugar donde practicamos la silenciosa y relajante actividad del esnórquel y donde tomamos espectaculares fotos submarinas.  Como área protegida, se requiere que toda embarcación apague motores 50 metros antes de llegar al centro, ninguna puede arrojar ancla al suelo marino, de manera que se protegen los corales. Debido a esta y otras restricciones “Creole Rock” conserva la más abundante vida marina en toda la isla. Para nuestra sorpresa, al sumergirnos calladamente y llegar casi al fondo, nos encontramos rodeados de una tropa de temerarias barracudas que sin miedo se nos acercaron mirando fijamente nuestra posición, solo para ser disipadas, momentos más tarde, por el movimiento veloz de un grupo de delfines que pasaba alrededor. Sorprendente el tamaño de estos mamíferos ¡que experiencia! 

Han pasado seis horas desde que emprendimos este día de aventuras submarinas y siento que ha sido un santiamén; ahora, cansado y con hambre nuestro guía, al que apodamos “chabelo” por su parecido al del programa, nos lleva hacia “Gran Case” distrito gastronómico del lado francés de la isla.  Para deleite nuestro, llegamos a los famosos “lolos” que son básicamente establecimientos o fonda rudimentaria que ofrecen comida caribeña criolla a excelentes precios, recibimos una gran porción de langosta, ensalada, plátano maduro, arroz con coco y compartimos la mesa con otros turistas, de quien sabe dónde, que, de seguro, al igual que nosotros, disfrutaban del ambiente, la música y el aire del mar.

Pasamos la tarde en un ambiente relajado y cordial, una vez más, abordamos la lancha que nos transportó durante todo el día y nos dirigimos al hotel en medio de un atardecer caribeño inolvidable, en realidad, desearía quedarme en eternas vacaciones en este paraíso… Saint Martin. 

Si te interesa visitar y disfrutar de las actividades que tiene Saint Martin, aprovecha la Promoción para los lectores de Sport & Health, solo indica que lo viste aquí y accederás al 10% descuento en todos los paquetes a Saint Martin desde el 1 de septiembre al 1 de abril 2018. No aplica para los pasajes aéreos. Panamá Saint Martin-Panamá.

Etiquetas: , , , , , , , , ,
Previous Post Next Post

Deja un comentario